TISCAMANITA

El pueblo de Tiscamanita delante del volcán de Gayría, que con su singular silueta de dos picos hace rato que marca nuestra visión del horizonte al final del camino.

La región de Tiscamanita está situada en el centro sur de la isla, y dentro de ella encontramos La Gayría, una enorme finca de más de cinco mil metros cuadrados utilizados para el cultivo de todos los alimentos que ofrecen; por supuesto, faltaría más, todos genuinamente majoreros. En el interior de sus instalaciones encontrarás tres casas rurales (en las que, por cierto, te puedes alojar), un huerto en el que se cultivan desde los tomates típicos de la isla hasta las frutas y verduras de la región, algunas muy exóticas.

. Este centro de agricultura regional te propone un recorrido en el que aprenderás las diferentes técnicas y procesos que desde épocas milenarias han servido para alimentar a los habitantes de la isla: desde el famosísimo queso majorero hasta recetas un poco más modernas, como los dulces y postres que se elaboran en la panadería adyacente a la finca. ¡Un placer para tu paladar!

En medio del casco antiguo de Tiscamanita se encuentra una interesante vivienda tradicional. En su interior, podrás conocer la importancia que tuvo durante siglos el gofio como base nutricional de los majoreros. Y qué mejor manera que a través de un recorrido por la historia de los molinos. Aquéllos con los que El Quijote luchó en los terrenos de Castilla y que en Fuerteventura sirvieron para moler grano y dar de comer a toda una Isla.

Pero también podrás descubrir todo el proceso de elaboración del gofio, cuáles eran los cereales utilizados, cómo se tostaba en los llamados tostadores para luego molerlos en las tahonas o molinos de viento o descubrir el oficio de molinero. Hoy prácticamente desaparecido.

A lo largo del paseo por la vivienda, sabrás qué era una tahona, cómo eran tiradas por las bestias o por grupos de personas en las llamadas “molienda a bote” y como éste hecho constituía todo un acontecimiento social.

También podrás conocer qué eran las molinas y saber quién fue el introductor de estos sistemas de molturación en Fuerteventura. Una maqueta ayudará a los visitantes a conocer las diferencias entre un molino y una molina. El olor a grano molido abrirá el apetito a los visitantes. No dejes de comprar un poco de gofio. El mejor recuerdo de tu estancia en Fuerteventura.

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s